Warning: mysql_connect(): Headers and client library minor version mismatch. Headers:50564 Library:100148 in /var/www/vhosts/chintin.com/httpdocs/wp-includes/wp-db.php on line 1633
Salud del bebé - 3/6 - Chintín
No a la vida sedentaria

No a la vida sedentaria

Obesidad infantilLa vida sedentaria ni es saludable ni es divertida. Deberíamos intentar que nuestros hijos/as dediquen parte de su tiempo libre a realizar actividades que impliquen movimiento. Si lo hacen desde pequeños lo verán como una cosa natural y así, cuando sean mayores, les resultará más fácil practicar ejercicio físico de forma habitual.

Se trata de encontrar momentos para todo. Para empezar, pueden hacer algún tipo de ejercicio como actividad extra-escolar: judo, danza, natación, tenis etc. La única condición es que les guste y se lo pasen bien. También pueden iniciarse con actividades de fin de semana; éstas tienen la ventaja de que se pueden practicar en familia: excursiones, bicicleta, esquí, patines… Todo vale mientras se adapte a la edad del niño/a y se mantenga la constancia.

El deporte en general es bueno para todos, pero especialmente para los pequeños de la casa: no sólo mejora la coordinación de movimientos, la resistencia y la fortaleza, sino que además, previene la obesidad. La práctica continuada de ejercicio también favorece un aumento de la autoestima en el niño/a.

Practicar deporte ayuda a los peques a sentirse más seguros de sí mismos al tiempo que mejoran su respuesta a la frustración y aumentan su capacidad de luchar para alcanzar metas deseadas.

En muchos casos, la actividad que los niños/as eligen se convierte en una afición que llegará a ocuparles gran parte de su tiempo libre. Este tipo de aficiones suponen un aspecto importantísimo cuando llegue la adolescencia, pues contribuyen a prevenir conductas poco recomendables.

Artículo: Aquilea

Elegir los zapatos más saludables para los niños/as

Elegir los zapatos más saludables para los niños/as

Calzado infntil - ChintinSegún un estudio de la Asociación Española de Productos para la Infancia (ASEPRI) y el Instituto de Biomecánica (IBV), la estética es lo que más pesa y no la conveniencia del zapato para la salud del niño/a.

Pero las prioridades deben ser otras, como señalan los expertos. «Las necesidades del pequeño varían en cada etapa en función del crecimiento del pie y su locomoción», explica José Olaso, responsable del proyecto de líneas infantiles del IBV.

El pie del niño/a crece una media de tres centímetros al año:

  • En el primer año de vida del bebé, sus pies solo necesitan protección térmica.
  • Cuando empieza a gatear, precisa de un calzado que sea flexible en su extremo y en todas las direcciones, con áreas de agarre en la parte de abajo y de arriba, que es la zona con la que el bebé empuja al gatear, para que no resbale.
  • Cuando el niño/a empieza a caminar, el calzado debe ser flexible, cómodo y ajustable. La suela debe ser blanda pero estable.
  • Hasta los siete u ocho años, la suela no debe ser rígida, sino flexible, ni muy fina ni muy gruesa, plana y no redondeada.
  • A partir de los siete u ocho años, se debe considerar la absorción de impacto en la elección de la suela porque, ya en esta edad, los niños/as pesan más y tienen un patrón de la marcha más agresivo, con impactos más fuertes. El zapato debe soportar un aumento importante de la actividad.

Otro factor determinante en la elección es el tipo de cierre. Cuando los niños/as son más pequeños, se suele optar por dos tiras de velcro combinadas con hebillas, un sistema fácil de abrir para los padres y difícil para los niños/as. Y cuando son más mayores, se debería apostar por el acordonado, porque es el sistema que permite regular y ajustar mejor los zapatos.

El material de selección más apropiado, salvo en el caso del calzado deportivo, es la piel natural, transpirable y flexible, de formas suaves y sin costuras, para no provocar roces.

www.20minutos.es

Disléxicos: aumentar el espacio entre las letras les ayuda a leer

Disléxicos: aumentar el espacio entre las letras les ayuda a leer

Niña estudiandoLos niños/as disléxicos pueden leer mejor y más rápido cuando hay una mayor separación entre las letras de un texto, de acuerdo con un estudio publicado en la revista Actas de la Academia Estadounidense de Ciencias (PNAS siglas en inglés).

Este trabajo, realizado por investigadores europeos en 54 niños/as italianos y 40 franceses, todos con dislexia y con edades comprendidas entre 8 y 14 años, mostró que la precisión para descifrar las palabras se duplica y la velocidad de lectura aumenta un 20% cuando el espacio entre las letras es mayor.

Los científicos atribuyen este logro a que, con un mayor espacio, se mitiga el fenómeno de «aglomeración» de las letras que lleva a los disléxicos a no poder discernir claramente los caracteres.

Los trabajos presentados a los niños/as incluyeron 24 frases cortas que debían leer en dos versiones: una con el texto presentado de manera normal y otra con el texto presentado con mayor espacio entre las letras.

El texto normal estaba escrito con un tamaño de letra de 14 puntos, mientras que en la otra versión, el espacio entre las letras se incrementó 2,5 puntos (un punto es igual a 0,353 mm según los estándares).

Los resultados son particularmente alentadores porque separar más las letras no solo aumenta la velocidad de lectura de los niños/as disléxicos, sino que beneficia especialmente a los disléxicos más graves, lo que demuestra la eficacia del método.

Éste, sin embargo, no tiene efecto en los niños/as no disléxicos, según los autores, provenientes de la Universidad de Aix-Marseille (Francia) y del Centro Nacional de Investigación Científica (CNRS).

La dislexia es un trastorno que afecta la parte del cerebro dedicada a la interpretación de la lengua. No tiene cura. Para tratarla, suele recomendarse tutoría adicional y un intenso enfoque en la lectura.

Yahoo Noticias

Rechinar los dientes

Rechinar los dientes

dientesEl bruxismo (el rechinar de dientes) o morderse las uñas son conductas que tienen su lado positivo; son conductas que benefician al cerebro.

Según se desprende de una investigación de la Universidad del País Vasco, conductas orales repetitivas como el bruxismo, masticar chicle o morderse las uñas, que se realizan de forma automática o inconsciente en situaciones de elevada tensión emocional benefician al cerebro.

El estudio, dirigido por el doctor Francisco Gómez, presenta datos experimentales en roedores que avalan la hipótesis descrita de que el hábito bruxista podría ser, un mecanismo de descarga que desarrollan inconscientemente las personas para así «aliviar», en parte, las consecuencias de la ansiedad o el estrés sobre el propio organismo.

Existe una asociación significativa entre la liberación de dopamina en el cerebro frontal con la conducta de tipo bruxista. En una situación de estrés se activan numerosas áreas del cerebro, que libera múltiples neurotransmisores, entre ellos, la dopamina, que está involucrada en la regulación de las emociones ante situaciones de angustia y ansiedad, además de estar muy implicada en la aparición de aquellas.

No obstante, los investigadores recuerdan en el caso del bruxismo que se trata de un hábito oral muy nocivo para el aparato masticatorio (desgaste excesivo de dientes, enfermedad periodontal, mialgias masticatorias y problemas en la articulación de la mandíbula), que afecta hasta a un 20% de la población.

www.20minutos.es

Gafas de sol para niños/as

Gafas de sol para niños/as

Gafas de solEl sol es dañino para la vista y en verano las gafas de sol pueden ser convenientes para todas las personas, también para los más pequeños.

De ello alerta el Colegio Oficial de Ópticos Optometristas de Cataluña (Coooc) ya que tan solo el 2% de los niños/as utiliza gafas de sol, cuando los ojos no completan su total desarrollo hasta los 25 años y por tanto una escasa protección puede conllevar problemas.

Los ojos son 20 veces más sensibles que la piel a los efectos nocivos del sol, por lo que hay que protegerlos especialmente en verano, cuando los rayos ultravioletas triplican su intensidad respecto al invierno.

La pupila de los niños/as es mayor que la de los adultos y permite la entrada de más cantidad de luz, que el cristalino que actúa como filtro no está totalmente desarrollado y que los tejidos oculares de los menores tienen menos pigmentos y por ello protegen menos.

El 80% de la radiación uv que se acumula en la vista de los niños/as tiene lugar antes de los 18 años y una parte importante de las enfermedades oculares graves, principalmente las relacionadas con la edad, son resultado de la acumulación de la exposición a estos rayos.

Los ópticos han recordado que según datos del Libro Blanco de la Visión en España, solo el 17% de las 28,5 millones de gafas de sol que se venden cada año en el país se adquieren en tiendas especializadas, lo que consideran un riesgo añadido porque no tienen las garantías de salud necesarias.

www.20minutos.es

Cuestión de crecimiento

Cuestión de crecimiento

Practicando deporteEs frecuente que los niños/as pequeños se quejen de dolor en las piernas.  Lo habitual es que estas molestias se deban a dolores de crecimiento o a agujetas.

Los dolores de crecimiento pueden estar provocados por lesiones musculares leves o por sobrecarga en las zonas de crecimiento de los huesos. Se concentran especialmente en las rodillas y en los talones. Suelen aparecer a la caída de la tarde o por la noche y a veces también mientras duermen. Se les puede aliviar el dolor practicándoles masajes y estiramientos musculares suaves en las piernas o aplicándoles frío local en la rodilla o en el talón. Los analgésicos, como el ibuprofeno, también son muy efectivos contra el dolor.

Lo más conveniente es ir al médico para que valore al pequeño.

También es posible que los dolores de piernas se deban a que ha hecho demasiado deporte o ejercicio físico y este exceso le ha provocado agujetas. Éstas son pequeñas roturas musculares que producen inflamación local y dolor. Por lo general aparecen 24 horas después del sobreesfuerzo y se localizan en los músculos que más se han utilizado. Al principio el dolor es muy intenso, pero va perdiendo fuerza poco a poco, hasta que desaparece del todo un par de días después.

Para prevenir su aparición es importante calentar bien su musculatura antes de empezar a hacer ejercicio y que vaya aumentando su actividad de forma paulatina. También es recomendable que al acabar de hacer deporte haga estiramientos para relajar la musculatura y que beba agua, porque la hidratación ayuda a prevenir lesiones.

Una vez que aparecen, las agujetas se palían con antiinflamatorios, masajes y frío local.

El término “magulladura” hace alusión a las contusiones que no producen heridas cutáneas, pero que causan abrasiones en la piel (hematomas, enrojecimiento, hipersensibilidad…). La duración de la misma depende de la intensidad del golpe y puede prolongarse de un par de días a un par de semanas.

A veces se quejan de dolor sin ser cierto simplemente por llamar la atención, conocerle bien es la clave para saber si su llamada de atención tiene o no una base real. Este comportamiento suele aparecer asociado a situaciones difíciles para el pequeño/a (la llegada de un hermanito, una riña en el colegio…). Lo mejor es hablar con él/ella para tratar de saber cuál es el verdadero problema.

Artículo: Yahoo noticias