TvLos tiempos han cambiado, y los compañeros de juego de los niños han dejado de ser los balones o las chapas para dar paso a la televisión o las videoconsolas. David Martínez Gómez, investigador de la Iowa State University (Estados Unidos) y del CSIC ha realizado un estudio en el que muestra la relación entre las actividades sedentarias y la tensión arterial en niños de entre tres y ocho años. Según los datos obtenidos, asegura que pasar mucho tiempo delante de la televisión afecta a la presión arterial de los pequeños, independientemente de su condición física.

… Y otros malos hábitos.

Mientras están sentados frente a la pantalla, los chavales adoptan otras conductas relacionadas con la obesidad y la hipertensión, como es comer alimentos ricos en grasas, azúcar y sal.

Darles un buen ejemplo y animarles a salir a jugar al parque, aunque empiece a hacer algo de frío.

¿Se os ocurre una manera más divertida de manteneros en forma juntos?.

Artículo: Gente Saludable Nº 58. Noviembre 2009. Saber vivir