Tarta de cumpleañosIngredientes:

– 400 gramos de nutella

– 400-500 gramos de queso crema

– 60 gramos de azúcar glass

– 200 gramos de galletas tipo digestive

– 75-100 gramos de mantequilla sin sal derretida

– 50 gramos de avellanas tostadas y picadas

– Una pizca de sal

Preparación: 

Para elaborar esta deliciosa tarta empezamos por la base. Trituramos las galletas en un robot o bien con el mortero. Cuando están hechas casi polvo, añadimos la mantequilla derretida con una cucharada de nutella y 25 gramos de avellanas tostadas picadas. Mezclamos todo muy bien. Ha de quedarse hecho una pasta que luego se compacte. Si no conseguimos humedecer todas las galletas con la mezcla es cuestión de seguir echando mantequilla derretida de poco en poco.

Una vez que está conseguido es el momento de montar la base en el molde. Extendemos la mezcla de galletas por todo el recipiente y vamos aplanando con una cuchara o una espátula hasta dejarlo todo de un grosor similar y con la parte de arriba lisa y plana. Lo reservamos.

Ahora vamos a por la crema. Para hacerla hay que mezclar con unas varillas eléctricas el queso crema con el azúcar y una pizca de sal. Una vez hecho, vamos añadiendo la nutella a cucharadas de poco en poco y batiendo cada vez. Nos quedará una crema dura pero fácil de trabajar. Probamos para ver cómo está de sabor y si nos gusta más dulce, añadimos azúcar glass al gusto y volvemos a trabajar.

Una vez conseguida la textura y sabor adecuados montamos la crema sobre la base de galletas. Hay que hacerlo con cuidado para que quede bien lisa y de un grosor uniforme. Una vez listo, añadimos los otros 25 gramos de avellanas tostadas picadas por encima. La idea es que decoren la parte superior sin cubrirla entera y que le den un toque crujiente a la tarta. Ahora toca reposar. Debe estar en la nevera un mínimo de cuatro horas para que endurezcan, pero lo mejor es que esté al menos toda la noche.

 Artículo: www.elcorreo.com